¿Sabías que los elevalunas fallan por falta de uso?

Los elevalunas eléctricos son unos de los elementos de confort más extendidos entre los vehículos.Los elevalunas eléctricos son unos de los elementos de confort más extendidos entre los vehículos. Fueron unos de los primeros componentes del cada vez más nutrido sistema eléctrico de un coche.

Este sistema tiene sus ventajas pero también algún inconveniente, ya que cuantos más elementos eléctricos, más posibilidades hay de que fallen.

Una de esas averías se puede dar, precisamente, en el elevalunas de nuestro coche, especialmente en verano, tal como cuenta la red Autofit.

Cómo funcionan

Los elevalunas eléctricos de los coches son los encargados de subir y bajar las ventanillas mediante el accionamiento de un botón, con el que también podemos bloquear los controles individuales de cada una de las ventanillas.

El elevalunas se divide principalmente en dos elementos, el mecanismo de elevalunas y el motor. De este modo, puede averiarse el cable que transmite el movimiento del motor o la estructura por donde circula el cable y sostiene el cristal.

Sin embargo, también se pueden dar problemas en el propio motor del elevalunas. En caso de que al presionar el botón, el motor no responda de ninguna forma, el problema será ese, con lo que deberemos sustituir el motor.

Averías en verano

Durante los meses de más frío es probable que la única ventanilla que tenga uso sea la del conductor, mientras que las otras permanezcan inmóviles durante semanas o meses.

Sin embargo, con la llegada del buen tiempo y el aumento de las temperaturas, su uso comienza a ser más continuado, por ejemplo, para ventilar el coche si lo hemos dejado aparcado al sol. Y es precisamente ese poco uso el peor aliado para los elevalunas eléctricos.

La mayor parte de las averías en los sistemas eléctricos de los elevalunas vienen por desgastes por su uso excesivo o por problemas en el motor eléctrico por óxido por falta de uso. Así, en el compartimento donde va montado el motor del elevalunas, siempre se acumula humedad de la lluvia, etc. Por eso, si no se usa con frecuencia, el sistema se oxida y empiezan los fallos.

Si el elevalunas eléctrico de tu coche falla, confía en tus talleres de confianza. Los profesionales de nuestros talleres podrán solventar cualquier contratiempo que haya surgido en ellos y permitirán que recuperes tu movilidad lo antes posible. De igual modo, si necesitas reparar cualquier otro elemento del vehículo o realizar una operación de mantenimiento, acude a cualquiera de nuestros talleres, tu opción de confianza.