Lo llaman karma: se graba conduciendo a 202 km/h y es detenido... gracias a su propio vídeo

Parece increíble que aún haya inconscientes decididos a cometer delitos contra la seguridad vial, dejar constancia de ellos y hacerlos públicos en las redes sociales.

Sin embargo, la realidad nos demuestra que los hay, y para prueba la última investigación de la Guardia Civil, que se remonta al mes de mayo. La primera pista fue una serie de vídeos que circulaban por Instagram en los que un individuo fanfarroneaba acerca de la juerga que se estaba montando y después, otro vídeo en el que él mismo se grababa circulando a 202 km/h cerca de Marbella (Málaga).

"Esto no termina". "La última". "Muerte total". Son algunos de los mensajes que el individuo iba dejando en los vídeos que subía a la mencionada red social relatando su noche de fiesta en una discoteca.

Según El País, el contenido puso en alerta a la Guardia Civil, que inició una investigación para llegar al origen. Acudieron primero al lugar desde el que se grabó el vídeo del cuentakilómetros y descubrieron que el tramo, en la autovía A-7 a su paso por el túnel de San Pedro de Alcántara, estaba limitado a 80 km/h.

Eso significaba que el conductor superaba en 122 km/h la velocidad máxima permitida, lo que supone una infracción muy grave que se sanciona con 600 euros de multa, la detracción de hasta seis puntos en el carnet y pena de prisión de tres a seis meses.

Una vez que la Guardia Civil localizó la discoteca y el tramo donde tuvo lugar la infracción, dieron con la identidad del conductor, un joven de 21 años que fue arrestado y puesto a disposición judicial por un delito contra la seguridad vial.

Las imprudencias ya vemos que salen caras. Y eso que la de este conductor no tuvo un final tan trágico como podría haberlo sido. Y es que conducir es respetar: a uno mismo, a quienes te acompañan en el vehículo, al resto de usuarios de la vía y a las normas.

Por eso, siempre que salgas a la carretera, también en tus viajes por Navidades, hazlo con prudencia y respeto. Un respeto que se hace extensible a tu coche. Porque circular con un coche mal mantenido también es un peligro para la seguridad vial.

Y para ponerlo a punto, ponte en manos de tus Talleres de Confianza. Los profesionales de los talleres asociados de Asetra trabajamos desde siempre para ofrecerte el servicio honesto y de calidad que demandas.